Dogecoin, el popular origen de los tokens de memes, sigue manteniéndose entre las principales criptodivisas, por cortesía del sentimiento negativo de todo el sector. Tras alcanzar constantemente nuevos mínimos, Dogecoin ha tocado ahora los niveles de ruptura de abril de 2021. Esta ruptura había empujado a Dogecoin de 0,07 dólares a 0,70 dólares en sólo un mes.

Pero desde que el sentimiento negativo alcanzó a Dogecoin, este ha estado tocando constantemente nuevos mínimos. Noviembre de 2021 fue el último intento de Dogecoin de superar los 0,34 dólares, y Dogecoin ha caído significativamente en el último año.

Dogecoin tiene actualmente una capitalización de mercado de 10.798.789.711 dólares, con toda la oferta en circulación. Las perspectivas de esta criptodivisa dependen de su aceptación como token de intercambio. Sin esta perspectiva, no puede haber un verdadero repunte en una criptodivisa con una oferta en circulación de 132.000 millones de tokens.

Desde enero de 2022, DOGE se ha visto marchitado por un consistente sentimiento de venta y un sustancial descenso en tiempo real. Profundicemos en los niveles clave y Predicciones de DOGE para saber si el sentimiento de venta se invertirá o no.

Análisis técnico de Dogecoin

DOGE entró en una tendencia bajista desde que rompió su curva de 200 DMA en noviembre de 2021. Mostró cierta reserva de beneficios, pero el sentimiento negativo acaba de reforzarse desde que rompió la curva de 100 DMA y no logró superar la curva de 100 DMA en los niveles de 0,15 dólares.

Actualmente, hay una fuerte resistencia cerca del nivel de $0.097, con los precios consolidándose entre $0.077 y $0.092, la ruptura estaría empujando los precios hacia arriba o hacia abajo. Por otro lado, el RSI muestra una recuperación del sentimiento de compra desde la segunda semana de mayo de 2022, cuando Doge hizo un mínimo de 0,065 dólares. Los volúmenes transaccionales de esta caída fueron similares a los movimientos alcistas anteriores de dos dígitos.

DOGE necesita hacer una ruptura positiva de su zona de consolidación y mostrar un potencial de tendencia alcista más fuerte para una perspectiva positiva. En el lado negativo, un mayor colapso de los niveles actuales todavía no es una opción, y un efecto en cascada puede sacudir los fundamentos de Dogecoin. Por lo tanto, hay que invertir con prudencia en este tipo de criptodivisas.